¡Conoce más!

¡No te pierdas nuestros estrenos!

Suscríbete a nuestro newsletter

Novedades

Los mejores momentos de

Chandler Bing en Friends

Escrito por: Clack!

Publicado: 03 de Noviembre 2023

Tiempo de lectura: 4 minutos

Fotografía:

Chandler Bing
Fuente: Neox

Hay personajes que trascienden la ficción. Se trata de figuras con un ángel singular, que transmiten profundas emociones y sentimientos en lo más hondo del corazón de los fanáticos. Chandler Bing, interpretado por el entrañable Matthew Perry, es uno de ellos.

A fuerza de ternura, ingenio y unos chistes que oscilaban entre la ironía y una irreverencia punzante, Chandler se consolidó no solo como uno de los mejores personajes de la historia de las sitcoms, sino como uno de los mejores personajes de la historia de la televisión. Sin discusión ni apertura alguna a cualquier debate.

Matthew Perry falleció el pasado 28 de octubre en Los Angeles, California y desde Clack! sentimos una necesidad urgente de homenajear a uno de los personajes preferidos del fandom de Friends y las series de televisión et al. Chandler, amigo, compañero de aventuras, favorito de favoritos, siempre tendrás un lugar especial entre todos nosotros.

Durante el apagón, mirando por la ventana de un cajero

El actor Matthew Perry comenzó a interpretar a Chandler allá lejos por 1994. En la primera temporada, el actor de Friends queda atrapado en el vestíbulo de un cajero automático tras un apagón. Con él se encuentra Jill Goodacre, una supermodelo de Victoria Secret.

Rápidamente, comienza un monólogo con voz en off trazando una seudo estrategia para intentar conquistar a la modelo. Como siempre con él, todo es risas. Excepto para Jill, que encuentra algo creepy a su involuntario compañero de encierro.

El momento cúlmine de la escena se da cuando Chandler se comunica con su amigo Joey (Matt LeBlanc) para comentarle la situación. Este le dice: “si Jill Goodacre te ofrece chicle, lo aceptas. Si te ofrece cadáveres de animales destrozados, lo aceptas”. Queda para la próxima, Bing.

Largas idas y vueltas con su ex más icónica

Definitivamente, el corazón de Chandler le pertenece a la queridísima Monica Geller (Courteney Cox), pero mucho antes de eso, el actor tuvo un interminable romance con Oh My God Janice (Maggie Wheeler).

Uno de los mejores momentos de esta relación se da cuando al no soportarla más, Chandler le dice a Janice que se tiene que ir a Yemen por trabajo. La mentira se agranda al punto de que ella acompaña a Chandler al aeropuerto, donde intenta conseguir un ticket de mentira para Yemen. Por supuesto que Chandler no logra zafar de la situación y se sube al avión rumbo a Medio Oriente.

¡Con las hermanas de los amigos no, Chandler!

En la temporada tres, para sorpresa de todos, Chandler se entera de que Janice está feliz en pareja, esperando un hijo. El protagonista no se toma muy bien esto y se emborracha hasta la crisma en el cumpleaños de Joey.

Copas van, copas vienen, y el actor se besa con una de las hermanas de su roommate. El problema es que al otro día no recuerda puntualmente con cuál. Con la ayuda de su otro mejor amigo, Ross (David Schwimmer), viajan a la casa de los Tribbiani para desentrañar el misterio. En la casa se juntó toda la familia y, por supuesto, los planes salieron muy mal.

Chandler y Monica, Monica y Chandler

Chandler Bing le propone matrimonio a Monica Geller
Fuente: GQ

Una de las historias de amor centrales en la serie, además de la de Ross y Rachel (Jennifer Aniston), es la de Monica y Chandler. En uno de sus tantos amoríos truncos, Ross se casa con Emily en Londres. Allí, donde parecía florecer el amor, en realidad la pareja que se imponía era la de Chandler y Monica.

Para no opacar el matrimonio, la pareja decide mantener su romance en la clandestinidad. Pero las cosas empiezan a complicarse cuando Chandler besa a Monica adelante de Rachel y Phoebe (Lisa Kudrow). En un acto reflejo picaresco e ingenioso, Chandler también besa a Rachel y luego a Phoebe. ¡Y esto ocurre una vez más!, hasta que ya no se puede sostener más el secreto y el amor sale a la luz.

No todo son risas. Durante todas las temporadas de Friends, Matthew Perry tuvo sus momentos acaramelados, de pura ternura. En la séptima temporada sucede uno de los momentos más gratificantes para los fanáticos, cuando Monica le propone casamiento a Chandler. El amor y su costado vulnerable hicieron emocionar a un sinfín de personas. Y lo seguirá haciendo.

Anomalías y secretos descubiertos

Joey y Ross miran a Chandler Bing mientras él sostiene una caja de pizza
Fuente: New York Times

Con El Vengador del Futuro (1990), pensábamos que habíamos visto todo, pero no. En la película, Arnold Schwarzenegger conoce a una mujer de tres pechos. Esta imagen se volvió famosa dentro del ambiente del cine. En televisión, quien expande las fronteras, esta vez del sexo masculino, es el mismísimo actor de Friends, Chandler.

Luego de una discusión donde Bing revela un secreto de Monica sobre su ropa interior, esta grita por los cielos que Chandler tiene un tercer pezón. Todo el grupo hace un espamento para que lo muestre, mientras él asegura que solo se trata de un pequeño bulto.

Pero esto no queda acá: otros secretos salen a la luz. Phoebe comió carne, frente a la sorpresa de todos. Y Chandler revela un secreto guardado bajo siete llaves: Joey participó de una película porno. “Si yo caigo, voy a arrastrar a todos conmigo”, sentenció Chandler. Touché.

Podríamos estar horas y horas hablando sobre este ícono de los años noventa y sobre sus peripecias, chistes, ocurrencias, o el enigma absoluto que representa su trabajo. Todavía nos preguntamos: ¿de qué trabaja Chandler Bing?

La serie Friends terminó hace casi 20 años, pero su legado continúa impregnando montones de pantallas a lo largo de todo el mundo. Si deseas repasar estas escenas, recuerda que todos los capítulos están disponibles a través de HBO Max, gracias a tu plan de televisión VTR.

Nunca olvidaremos al personaje de Chandler Bing y a todos los protagonistas de la serie. Pero sobre todo, nunca olvidaremos sus chistes, que bien pudieron ser un mecanismo de defensa frente a inseguridades, o quién sabe qué, aunque siempre ocurrentes y de buen corazón. Lo dijo él en distintas situaciones: “hola, soy Chandler, hago bromas cuando me siento incómodo”. ¡Hasta siempre!