¡Conoce más!

¡No te pierdas nuestros estrenos!

Suscríbete a nuestro newsletter

Novedades

Conoce la triste historia

que inspiró la película La Ballena

Escrito por: Clack!

Publicado: 13 de Diciembre 2023

Tiempo de lectura: 4 minutos

Fotografía:

¡Prepara los pañuelos! No queremos hacerte llorar, pero aunque no lo creas, la película La Ballena (The Whale en inglés) es aún más triste de lo que vimos en pantalla. Y es que la historia del profesor de literatura con problemas de salud mental y obesidad está inspirada en la vida de un miembro de la producción de la cinta. Sigue leyendo nuestro artículo, porque aquí te contaremos todos los detalles.

Brendan Fraser en La Ballena
Fuente: Centro Extensión UC

Primero, te recordamos de qué trata La Ballena. La película está protagonizada por Brendan Fraser, quien interpreta a Charlie, un profesor universitario que vive solo y sufre de obesidad mórbida. El nivel de su enfermedad le impide salir de su hogar y cuidarse por sí solo, por lo cual recibe la ayuda de su amiga Liz, una enfermera que constantemente lo insta a visitar un hospital. Sobre todo, porque cualquier día la insuficiencia cardiaca congestiva que posee podría llevarlo a perder la vida.

No obstante, los monótonos y sufridos días de Charlie se revolucionan con la llegada de Ellie, su hija adolescente a quien no ve hace años. Él, para recuperar el tiempo perdido, le ofrece dinero a cambio de pasar tiempo con ella. Enfrentándose de golpe a las consecuencias que tuvieron las decisiones de su pasado.

La cinta dirigida por Darren Aronofsky fue alabada por la crítica y la audiencia. Sobre todo, por su guion dramático y lleno de verdad que impacta cualquier corazón, hasta ese frío cucharón de tu ex. Y también por las maravillosas actuaciones del elenco, el cual, además de Fraser, está compuesto por Hong Chau, Sadie Sink y Ty Simpkins. 

Sadie Sink en La Ballena
Fuente: Cinemablend

Sumado a esto, está la increíble transformación de Brendan Fraser, un cambio físico que demostró su compromiso con el personaje. Una de las tantas razones que lo llevó a obtener el Premio Óscar en la categoría de mejor actor, a inicios de este año.

Si quieres sumergirte en este mar de lágrimas que provoca el actor Brendan Fraser en The Whale y moquillear como nunca, te contamos que ya está disponible en Paramount +, streaming gratuito con tu plan de televisión VTR PRO.

The Whale: película escrita desde el dolor personal

La cinta de A24 está guionizada por Samuel D Hunter, quien también es autor de la obra teatral en la que se basa el film. El escritor reconoció que varias vivencias personales influyeron en la construcción de la historia de La Ballena. La cual, a pesar de no ser una autobiografía, retrata los momentos más difíciles de su vida.

Brendan Fraser y Samuel D Hunter
Fuente: Good Morning America

Los primeros puntos que lo identifican con el personaje de Charlie son su orientación sexual y su reacción con la comida. El propio guionista define a su versión infante como un niño gay, gordo y muy torpe socialmente. Esto lo afectó mucho en su infancia, sobre todo en lo referente al amor propio. Además, toda su educación la tuvo en un colegio evangélico, donde constantemente escuchó que amar a otro hombre era un pecado.

“Me di cuenta de que era gay. Pero era tan joven que me convencí de que se me pasaría, solo tenía que rezar, no pensar en chicos y pedirle a Dios que me cambiara. Pero no funcionaba, aunque lo intentase”, mencionó Samuel D Hunter en una entrevista personal.

Todo esto lo llevó a salir del clóset de una forma traumante y llena de dolor. No podía sentir orgullo por sí mismo y cayó en una depresión muy profunda, llegando a automedicarse a través de la comida. Básicamente, calmaba la ansiedad con el placer de ingerir distintos platos en cantidades exageradas, lo cual lo llevó a tener graves problemas de salud.

No obstante, el amor lo ayudó y gracias al apoyo de su marido encontró la terapia adecuada y pudo salir de esa enfermedad alimenticia. Allí nace la idea de plasmar todo el sufrimiento de esos años en una obra, todo bajo la pregunta: ¿Y si la historia trata sobre alguien que no pudo encontrar la salida que yo sí encontré?
Así se forjó La Ballena, película visceral que invita a reflexionar en torno al amor propio, a la salud mental y física, a la familia, a la amistad, al pasado, al duelo, y acerca de un sinfín de tópicos que día a día están presentes en nuestra vida. Una historia que no te puedes perder, mucho menos ahora que la puedes ver, llorando a mares, desde la comodidad de tu cama.